Share

Roma, 20 Junio 2017:- “Tiene razón Grillo cuando dice que la ley ius soli es un desastre - declaró el diputado Ricardo Merlo, fundador y presidente del MAIE – Nosotros estamos de acuerdo y votaremos en contra también en el Senado, así como lo hicimos en la Cámara de Diputados, porque lo que está haciendo el Gobierno del PD es paradójico: facilita el derecho de ciudadanía a los extranjeros e impide el mismo derecho a los italianos que viven en el exterior.

Desde cuando el MAIE entró en el Parlamento, nuestra batalla fue siempre la de ser la voz de los italianos en el exterior - recordó Merlo - Buscamos llamar la atención de todos los Gobiernos, desde el 2008 hasta hoy, respecto a los temas de la promoción de la lengua, la cultura y la identidad italiana, del Made in Italy, luchamos por una red consular moderna y eficiente, pedimos apoyo para los italianos implicados en crisis humanitarias, como en Venezuela; presentamos muchas veces enmiendas a la propuesta de ley, en dicha ocasión el Senador Zin las presentó también en el Palacio Madama, enmiendas rechazadas por el Gobierno del PD – para abolir la absurda discriminación de las mujeres italianas en la trasmisión de la ciudadanía y para conceder la ciudadanía italiana a los residentes en el territorio perteneciente al ex Imperio austrohúngaro y a sus decendientes.

Lamentablemente, mientras que todas nuestras solicitudes por los derechos de LOS ITALIANOS que viven en el exterior duermen en un cajón y nuestras propuestas y enmiendas son rechazadas sistemáticamente, el Gobierno del PD quiere hacer pasar una ley sobre ciudadanía que es un desastre, tal cual dice Grillo!
Un ius soli, combinado con un ius culturae, que tendrá como consecuencia que cientos de miles de extranjeros –que no tienen ningún legado con nuestros valores, nuestra cultura, nuestra historia – podrán inevitablemente disfrutar también del ius sanguinis. Una ley que no tiene sentido comparada con las leyes de los otros países europeos!
Es un contrasentido, sobre todo hoy, donde es muy probable que quien inmigró a Italia por algún motivo circunstancial - como es el caso de los refugiados por guerras o crisis humanitarias – vuelva a su país de origen cuando el problema sea resuelto, y allí continúen transmitiendo la ciudadanía italiana ius sanguis a todos sus descendientes.
Desde hace tiempo mostramos nuestra posición contraria a esta ley-desastre: una ley hecha sobre todo en medio de una coyuntura política internacional complicada, más aún para Europa, una ley que podría ser fuente de nuevos problemas para Italia.” Concluyó así el diputado Ricardo Merlo.

Share

BUSCAR EN EL SITIO

TRADUCIR ESTA PÁGINA

 

ARCHIVO DE NOTICIAS

Questo sito utilizza cookie di profilazione, eventualmente anche di terze parti. Questo sito o gli strumenti terzi da questo utilizzati si avvalgono di cookie necessari al funzionamento ed utili alle finalità illustrate nella cookie policy. Chiudendo questo banner, scorrendo questa pagina, cliccando su un link o proseguendo la navigazione in altra maniera, acconsenti all’uso dei cookie. Se vuoi saperne di più consulta la cookie policy.
x

Login Form